10 sept. 2008

Por decir algo...

Confesiones de un desterrado:
Soy un desterrado de Pásago, pero Pásago es infinita. No hay lugar fuera de ella, y permanezco en riesgo de ser ejecutado por no cumplir con el destino. Los acordes de su voz me alcanzan a todos lados donde voy.
Mis pasos responden al dolor de la distancia y quedan atrapados en un surco que continuamente profundizo y que no me permite correr en el llano. El alejamiento es imposible, ella –ya dije- es infinita, y también eterna.
Tan sólo tristeza nace entre los dos.

Instrucciones para sufrir un amor:
No lo dude, antes que nada debe pasar muchos años creyendo que el amor no existe. No alcanzarán ni uno, ni dos, ni tres años renegando del amor, deberán ser muchos porque sino todo podría considerarse una estrategia para convocarlo. Es menester para el caso que no sea absolutamente beligerante, apenas con decir: El amor no existe ya es suficiente. No tema, en casi todas las oportunidades que esté con una pareja la teoría quedará expuesta, y reafirmada. Actúe como si no lo sorprendiera y en verdad no lo sorprenderá. Todo pasa por saber que lo máximo a lo que uno puede aspirar es a estar de buen agrado con otra persona. Los matices de ese buen agrado son infinitos y su trama no debe ser asociada al amor.
En muchos casos podrá sostener la separación del Otro con mil motivos distintos, incluso en algunos casos sentirá dolor, desazón, tristeza, añoranza, pero siga su camino. Debe repetirse el amor no existe y el amor no lo molestará.
Nadie podrá rebatir sus argumentos necios y falaces, se limitarán a comentarle: yo lo siento y todos sabemos que esa premisa quita erudición a lo afirmado (en ese caso usted deberá pensar: vos porque sos un pelotudo)
Sabrá en un momento que su frase de cabecera (el amor no existe) es un talismán poderoso. Muchas personas querrán hacerle sentir amor y esa es la trampa del amor, en tales casos nada sucederá.
Pero tema, alármese, sostenga su fortaleza cuando alguien no le pida amor, tan solo su compañía. Tal vez esa persona llegue para enamorarlo, y puede estar en presencia de algo más desdichado que creer que el amor no existe.
Es posible que todos los antídotos intelectuales con los que se sostuvo durante 20 años se aplasten ante una imagen sencilla, si no me cree piense en esto:
¿Ha visto alguna vez a dos personas ancianas o a dos personas que no son lindas, para usted, mirarse amorosamente? ¿Se preguntó por qué se miran así? Pues, porque se ven lindos, y cuando ese lindo no tiene rigor estético ni cultural, estamos en presencia de un amor profundo.
Tenga cuidado. Si esa idea lo seduce puede estar preparado para sufrir un gran amor.

5 comentarios:

Luc dijo...

¿Entonces, como yo nunca reniego del amor no califico para sufrir por amor?
¿Y por qué sí, entonces?

Hola Aste, arreglame los feeds, por favor.

Asterion dijo...

Hola Luc, vos calificás para todo. No, este texto no es de condición única. Es un método infalible pero no único.
Lo de los feeds está arreglado. Volvé a darme el alta.

Metal Pastoriza dijo...

Esto es como la "Máquina de Dios".
Mirá que habiendo cosas necesarias la gente se dedica a inventar pelotudeces, eh?

Asterion dijo...

Metal!!! Gracias por la visita! Parece que como un tren bala subterráneo, pero en lugar de gente van protones o algo así...

DudaDesnuda dijo...

¿Otro más? No. Ni en pedo. Prometo mirar con asco a esos ancianitos tan lindos que todas las tardes me saludan cuando salgo del trabajo.

Besos y cambios